Dificultad de reclamaciones en leves negligencias médicas

profesional médico con mascarilla y guantes. Negligencias médicas

En el caso de una negligencia médica de escasa importancia o escasa cuantía, podemos afirmar que aunque se puede reclamar, el coste que ello supone, supera con creces al importe a cobrar por el afectado.

Nos hemos encontrado en algunas ocasiones, con evidentes y flagrantes casos de negligencia médica, que sin embargo han causado unos perjuicios no demasiado elevados al paciente o bien que aunque para el paciente sean muy importantes, lo cierto es que la escasa cuantificación económica de sus perjuicios, hace que se tenga que plantear al mismo la conveniencia o no de la reclamación administrativa o judicial.

El motivo por el que se ha de plantear dicha reflexión, no es otro que el elevado coste que cualquier reclamación por negligencia médica tiene. En primer lugar, debido a que un perito médico que valore la viabilidad médica de la reclamación, tiene un coste económico que hay que sufragar. Además del perito, pueden existir otros costes añadidos, ya que se tienen que presentar reclamaciones judiciales para conseguir historias clínicas incompletas, burofaxes ante los responsables de la negligencia, reclamaciones patrimoniales ante la administración en el caso de que sea la sanidad pública la responsable etc.

Todo ello genera un coste económico que se convierte en un obstáculo insalvable ante reclamaciones que no superen los 3000 Euros. En reclamaciones de tan escasa importancia económica, se hace realmente complicado conseguir un resultado satisfactorio para el paciente, ya que sin un informe pericial médico, es prácticamente imposible el éxito de la petición. Si a ello sumamos los honorarios del Letrado y en su caso del procurador, puede convertirse la reclamación en un trámite en el que el menos beneficiado de la misma sea el propio afectado.

Por dicho motivo, aunque sea un poco cruel dar este consejo a un cliente, en ocasiones el no iniciar una reclamación por negligencia médica de escasa cuantía, puede suponer incluso un ahorro al mismo, o en su caso, puede evitarle un largo proceso judicial o administrativo que finalizará con un escaso beneficio para el mismo.

Así lo entendemos los abogados especialistas en negligencias médicas de Campo & Cavia Abogados, que hemos tramitado numerosas reclamaciones por mala praxis asistencial, y que tenemos pleno conocimiento de la dificultad jurídica y procedimental que estos procedimientos conllevan por si, con independencia de su la reclamación es de escasa cuantía o una cuantía millonaria.

Campo & Cavia Abogados

Departamento Negligencias médicas

campocavia

View more posts from this author

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.